¿Por qué nos caemos más después de los 65 años?

Un estudio reciente elaborado en los Estados Unidos informó que unas 36 millones de personas de más de 65 años sufren caídas cada año. Esto significa que, cada segundo, una persona mayor tiene un caída en EEUU. También indica que uno de cada cuatro adultos sufrirá una caída al año en ese país, y una de cada cinco caídas tendrá una “complicación grave”.

 

Dichas complicaciones pueden ser un golpe en la cabeza o una fractura, en un hueso de la muñeca, del brazo, o en un tobillo o la rodilla. Las fracturas de cadera hospitalizan a 300.000 norteamericanos al año, lo cual es una cifra muy alta.

 

Con la edad, uno va perdiendo la capacidad de mantener el equilibrio, y aparecen problemas de audición o vista. Los años no vienen solos y algunos aspectos de nuestra salud se van deteriorando.

Además, a partir de los 65 años es probable que las personas empiecen a tomar más medicamentos o una combinación de estos, ya sean sedantes o fármacos para la presión arterial, o para la alergia. Es decir, aumenta la ingesta de varios medicamentos que disminuyen la posibilidad de estar alerta y la posibilidad de tener equilibrio.

 

Expertos sugieren consultar a los médicos especialistas. Al oftalmólogo para determinar si está usando los lentes correctos o si necesita una nueva graduación, y si está oyendo menos debe consultar al otorrinolaringólogo para revisar oído, nariz y garganta.

 

Otro aspecto importante a tener en cuenta son los cuidados en la casa. Hay que prestar atención a los objetos que quedan sueltos en el piso durante el día y evitar el desorden, porque luego puede tropezarse con ellos. También hay que tener cuidado con los cables sueltos o las alfombras. El baño tiene que tener una baranda y, para los que tienen menos equilibrio, se recomienda que se bañen en un banquito, sentados.

 

La bañera tiene que tener aplicado un antideslizante, porque el cuarto de baño es uno de los lugares con mayor riesgo. Otro lugar de riesgo son las escaleras, ya sea la de la casa, que deben tener doble pasamanos o baranda, y las plegables. Un hábito sencillo a incorporar es prender la luz antes de subir o bajar para evitar accidentes.

 

También hay que prestar atención al calzado y evitar los zapatos de suela lisa, lo recomendable es usar calzado con un tipo de suela antideslizante.

 

Muchas veces uno dice “me caí como un estúpido”. Y resulta que no lo previó y si uno dice de “me caí como un estúpido”, yo le hago la pregunta: ¿Cómo se caen los inteligentes?

FUENTE: ambito.com

OTROS TEMAS

El consumo de zinc puede paliar el deterioro de la función física y la fragilidad en personas mayores

FUENTE: geriatricarea.com

El zinc es un mineral traza con funciones esenciales para la salud humana. Interviene en mecanismos moleculares como mediador de estrés antioxidante y antiinflamatorio, de manera que podría ser un nutriente clave en procesos asociados al envejecimiento no saludable, como el deterioro de la función física y la fragilidad, en parte causados por un estado de inflamación […]

Leer Más

¿Quieres vivir más tiempo? Si eres mayor de 60 puedes lograrlo caminando menos de lo que crees

FUENTE: Estudio de la Universidad de Massachusetts Amherst

Hay una manera sencilla de que las personas mayores de 60 años potencien su longevidad: caminar. Esta actividad física permite incorporar el ejercicio a la vida y mejorar la condición física de forma simple, algo excepcionalmente importante cuando se van cumpliendo años. A medida que aumenta la edad, las limitaciones de movilidad, el sedentarismo y la disminución de […]

Leer Más