El optimismo siempre gana

Mantener una actitud optimista y positiva ayuda en todas las facetas de la vida, incluso hasta para disminuir considerablemente el riesgo de sufrir un ataque cardíaco. Así lo demuestra una investigación realizada por la Harvard School of Public Health y cuyos resultados se publicaron en el Psychological Bulletin del mes de abril.

Muchos estudios previos habían demostrado ya que los estados negativos de la mente, como la depresión, la ira, la ansiedad y la hostilidad pueden dañar el corazón. Ahora, después de analizar más de 200 estudios preliminares, los investigadores de la escuela de Harvard encontraron que los sentimientos positivos ayudan a reducir el riesgo de enfermedad cardiovascular y de eventos como un ataque cardíaco o una apoplejía. Los individuos más optimistas mostraron una disminución del riesgo de aproximadamente un 50 por ciento en comparación con aquellas personas menos optimistas.

Claro que no siempre se puede cambiar de perspectiva y de estados de ánimo tan fácilmente, como en el caso de la depresión o de las personas que sufren de ansiedad.

Pero sí podemos combatir esos estados emocionales con tratamiento y terapia, y aprender poco a poco a mirar el mundo de forma más optimista. Bien vale la pena intentarlo, ¿no cree?

OTROS TEMAS

Así afecta el consumo de lácteos en caídas y fracturas

FUENTE: mundodeportivo.com

El aumento de la ingesta de alimentos ricos en calcio y proteínas, como la leche, el yogur y el queso, reduce un 33% el riesgo de sufrir caídas y las fracturas en personas mayores, según ha descubierto un ensayo controlado aleatorio que ha sido publicado en la revista The BMJ. Según explican los investigadores, este estudio es uno de los primeros que ha […]

Leer Más

Cinco consejos para mantenerse sano a medida que envejeces

FUENTE: mundodeportivo.com

Cada vez vivimos más. Una investigación publicada en Nature Communications en mayo de 2021 encontró que de 120 a 150 años es el “límite absoluto de la esperanza de vida humana”. En este caso, los investigadores querían conocer la rapidez con la que se deteriora el cuerpo, que puede coincidir o no con la edad cronológica de la persona. […]

Leer Más